Parir

“Parir con dolor no es una cuestión médica, ni una cuestión de la salud de nuestros cuerpos individuales. Recuperar el potencial sexual femenino y revitalizar nuestros úteros es una revolución social contra 5 milenios de cultura patriarcal, porque sociedad que no puede funcionar con cuerpos de mujeres que secreten líbido materna.

El malestar de nuestra cultura se debe a todo lo que desencadena la robotización de la función materna, al desquiciamiento de la sexualidad, las relaciones patológicas y el desierto afectivo que este desquiciamiento produce. Lo malo del chupete, por ejemplo, no es que el pezón sea de plástico, lo peor es el cuerpo que falta detrás del chupete. Lo peor es la orfandad, la falta de calidez (32). Este mundo es inhóspito, porque han matado a la madre y todos y todas somos huérfano@s (27), y por eso no nos podemos reconocer como hermano@s”

Recuperado de Un parto sin dolor es posible, por Casilda Rodrigañez

Parir con placer

Y la Tierra me abrazó.
En pleno verano.
Cielo de febrero. Y de noviembre después.
Mil estrellas en llamas. Colores ambiguos.

Me apretaron, me cortaron, y me cosieron, todo fue tremendo, trágico, raro, doloroso, sufrido pero también poderoso, emocional, potente, sagrado, milagroso, inexplicable.

Después, vino él. Lo recibí así, como en una batalla, toda ensangrentada, despeinada, sudada, grasosa, en medio del llanto, la euforia, la oxitocina y así me lo llevé.

El todo lo sellaba.
La noche ardió en mi piel y desde mis pies a mi vida me fui asomando a la maternidad.
Goteando filamentos llenos de sobresaltos,
Errando entre paradojas y acertijos…
Aprendiendo a ser madre una y otra vez.

IMG_3474

(27) Sobre el matricidio, ver particularmente la obra de Victoria Sau: La maternidad: una impostura Revista Duoda, nº 6 Barcelona, 1994; El vacío de la maternidad Icaria, Barcelona 1995, entre otros.

(31) Sobre el origen adoptivo de la paternidad, véase por ejemplo el estudio de Assmann en el Antiguo Egipto: en Tellenbach, H. et al. L ‘imagen de père dans le mythe et l’ histoire. PUF, Paris 1983

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s